Todo sobre mastopexia

La mastopexia es una cirugía con un claro propósito estético para conseguir la elevación del pecho, que ayuda a recuperar un aspecto más joven eliminando el exceso de piel y reubicando el tejido descolgado por motivos cómo: lactancia, cambio de peso o degeneración evolutiva aparejada a la edad.  La mastopexia permite también aumentar el tamaño de las mamas en la misma intervención con la utilización de implantes e incluso reducir el tamaño de la aréola, si esta presenta un tamaño excesivo.  

¿Qué mujeres pueden someterse a la mastopexia?  En principio la operación de elevación de senos, está dirigida mujeres que no están embarazadas y dispongan de buen estado de salud, un peso equilibrado, no ser fumadoras y por supuesto presentar mamas caídas. Sin embargo, el hecho de haberse sometido a una mastopexia no afecta en absoluto a las posibilidades de producir leche posteriormente en nuevos embarazos si se desea alimentar al bebé con lactancia materna. 

Al tratarse de una cirugía voluntaria con un propósito estético, la decisión es personal, y no debe ser influida por nadie más.   

Al tomar la decisión de pasar por este tipo de intervención, lo primero que hay que hacer es acudir a la consulta de un cirujano plástico y estético que en primer lugar realizará un análisis completo para determinar  las posibilidades de someterse a esta operación con éxito y descartando  posibles riesgos. El especialista en cirugía plástica realizará un examen sobre el grado de firmeza de tu piel y te hará preguntas sobre tu estado de salud e historial clínico, solicitando determinadas pruebas para completar su valoración.  También te explicará información concreta sobre el preoperatorio para la mastopexia, posibles reacciones adversas y recuperación, así que no dudes en hacer todas las preguntas que te surjan para aclarar tus dudas. 

Procedimiento.  

  • Se trata habitualmente de un tipo de cirugía ambulatoria y normalmente este tipo de procedimientos se realizan con anestesia general. 
  • Las intervenciones de mastopexia generalmente tienen una duración media de entre dos y tres horas, pero varia dependiendo de la técnica que deba utilizar. 
  • En cuanto a los procedimientos de intervención de mastopexia, pueden incluir otros como la reducción, aumento o reconstrucción completa. 
  • La cirugía se realiza mediante incisiones practicadas en la zona mamaria cuya piel se va a remover, para reubicar el pezón y la aréola en una posición más elevada.  
  • Dentro de este tipo de cirugía también se incluye la mastopexia con implantes, colocando una prótesis bajo la mama, para aumentar el tamaño de los senos cuando estos son muy pequeños. 
  • También se extirpa el exceso de piel y remodela la mama, incluso reduciendo mediante mamoplastia en el caso de que estas sean excesivas. 

Preoperatorio  

Entre las medidas previas a la intervención de mastopexia tu médico te indicará que permanezcas en ayunas al menos ocho horas antes de la operación, además de evitar medicamentos anticoagulantes como aspirinas entre otros, también te informará sobre el uso de geles y cremas; te pedirá que te acompañe alguien el día de la intervención, a la que debes asistir con ropa amplia para salir de la clínica.  

Postoperatorio. 

Loa resultados de la Mastopexia están íntimamente relacionados con la observación detallada de cuidados posteriores tras la intervención, y por eso tu medico te hará una serie de observaciones que debes atender para evitar riesgos y complicaciones ayudando a que los resultados se consoliden. 

Principales cuidados y medidas: 

  • Usar el brasier especifico indicado por el médico en todo momento, incluso en la cama y solo retirarlo para ducharse. 
  • Durante las primeras horas después de la Mastopexia y tras desaparecer los efectos de la anestesia, comenzarás a sentir cierto dolor de mayor o menor intensidad que se solucionará fácilmente con analgésicos.  
  • No se pueden usar sujetadores con aro hasta varios meses después de la intervención y según lo que indique el médico en cada revisión. 
  • Después de dos o tres semanas debes acudir a revisión para que te retiren los puntos de sutura. 
  • Durante la recuperación tras una mastopexia no se pueden levantar objetos pesados, realizar ejercicios que impliquen la zona, por supuesto tampoco realizar movimientos bruscos y rápidos.  

¿Qué beneficios se pueden lograr tras una mastopexia?  

Los resultados tras un procedimiento de mastopexia suelen ser siempre favorables generando una gran satisfacción entre las mujeres que se someten a la intervención. 

En cuanto a la duración de los resultados, depende de las condiciones particulares de cada paciente, tales como nuevos embarazos y lactancia posterior, cambios de peso, estado de salud y envejecimiento natural, aunque en general suelen ser bastante estables y duraderos. 

Tras una mastopexia se consigue como mínimo mejorar la forma y elevar los senos devolviéndoles un aspecto rejuvenecido y bello, aunque la satisfacción con los resultados también depende de las expectativas personales de cada mujer. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *